comitium

El legado de la familia Salomon LAB

La nueva gama de chalecos Sense más cómoda, más adaptable.

LABORATORIO DE JUAN

El legado de la familia Salomon LAB
El legado de la familia Salomon LAB

La nueva gama de chalecos Sense incorpora importantes mejoras al gran legado que dejan las S/LAB Sense Ultra Set. Aprovechando la experiencia adquirida y el camino recorrido con esos modelos, que marcaron la dirección a seguir en sucesivos años, los de Salomon han reinterpretado el concepto, o lo han sabido hacer de sí mismos, que es más sorprendente si cabe, aunque también más certero e inteligente.

Es curioso que la gama que más interés despierta -la que incorpora el sello LAB-, supone el 5% de las ventas de Salomon. Sin embargo, la gama Sense que es la que se está potenciando, genera el 20%. Por lo tanto, está justificada la inversión de cara a reforzar y ampliar esa gama, que está dando extraordinarios productos. Por todos nosotros son conocidas sus zapatillas de la gama Sense.

En la sede de la marca en Annecy, son conscientes que la prohibitiva gama LAB no suele tener compasión con nuestro bolsillo, pero es donde ellos aprenden, prueban y desarrollan técnicas que posteriormente acabarán implementando a gamas "inferiores", y por tanto, es necesario ese esfuerzo aún con una repercusión en su balance final algo deficitario, o por lo menos, no con el retorno que se espera, en proporción con los medios que utilizan.

Como resultado de estos años en el ámbito de los chalecos de altas prestaciones, tenemos un producto que mejora esencialmente el patrón, gracias a un fit extraordinariamente cómodo y por tanto, bien diseñado.

Ahora no es necesario tensar tanto el cierre frontal y aun así, el rebote es inferior que en las versiones LAB, gracias en parte, a un efectivo sistema de ajuste elástico.

¿Cómo se ha conseguido esto? Modificando absolutamente todas las medidas, tanto en longitud total trasera (ahora queda más cortita en nuestra espalda), como en las proporciones de la zona de carga. También me parece totalmente relevante para este fin, la nueva posición de los bidones con el resultado de ver reducidos los rebotes, redundando en una mejora de las sensaciones en marcha.

Mochila Salomon trail 023
Mochila Salomon 

 

NUEVO PATRÓN. El alma de este producto.

Acertadamente se han corregido varios aspectos que pesaban sobre los chalecos LAB, y que con la llegada de estas nuevas Sense Pro, han quedado en evidencia. El aspecto fundamental y de base es el nuevo patrón, que hace un producto más cómodo, más adaptable.

Lo que más me ha gustado es la nueva posición de los bidones blandos, 8 cms. más arriba. Ahora, beber es una operación más fácil y menos forzada que antes. Si tienes uno de los modelos LAB, recordarás que tenías que "estirar" de todo el conjunto (tirante, compartimento y bidón) hacia arriba, para acercártelo a la boca. Esto era una opción relativamente fácil y que hacíamos de forma instintiva, pues la poca estructura del chaleco nos permitía tirar de él, pero ahora sin duda, hidratarnos es más sencillo.

La segunda mejora destacada, es que el escote trasero ajusta mejor. Para ello se ha reducido su abertura y se ha reducido también la anchura total de hombros. Estas nuevas medidas, unidas a un práctico y discreto acolchado en la base del escote trasero, redunda en una apreciable comodidad con menos oscilaciones.

La sisa también cierra algo más, y no "cuelga" tanto, además de verse modificada la inclinación de los paneles laterales, que prescinden de los bolsillos con cremallera de los modelos de 5 y 8 litros.

Estos dos bolsillos aun resultando prácticos, si se llenaban demasiado, hacían que la mochila se hinchase de forma alarmante, perdiendo por completo el sentido del concepto SensiFit, y por tanto, la comodidad. Reconozco que por ese motivo, nunca fui demasiado fan de esos bolsillos.

Las medidas de toda la zona trasera en general han disminuido, quedando más espalda al aire, especialmente en la zona de las escápulas, donde reduce algo más de 4 cm su anchura. por lo que ahora tenemos un diseño más ligero y estilizado. Todo ello, a pesar de tener que utilizar una talla más que en el modelo LAB, ya que el tallaje ahora es más pequeño. Ten esto en cuenta, porque deberás escoger una talla más que en las LAB y Adv. Skin.

Esta nueva versión de 5 litros no es compatible con depósito trasero adicional, aunque la etiqueta que lleva adjunta, menciona lo contrario (han aprovechado la misma etiqueta para el modelo de 5 y 10 litros, siendo este último apto).

El espacio diáfano trasero no representa mayor complicación que intentar aprovechar ese departamento. La parte baja trasera lo compone un bolsillo tipo túnel, al que podemos acceder desde el lateral izquierdo o derecho.

Precisamente, a causa de ese compartimento bajo trasero, que se prolonga hacia los laterales, es por lo que se ha tenido que prescindir de los bolsillos laterales que comentaba anteriormente.  Sin duda, si he de escoger, lo hago a favor de esta nueva distribución, sin duda.

Yo he destinado ese espacio para llevar a mano un cortavientos, que he sacado con relativa facilidad -después de acostumbrarme a ese gesto- y en marcha sin quitarme la mochila.

La distribución en la parte delantera tiene clara inspiración de los modelos Adv Skin y nos ofrece un bolsillo vertical con cremallera (tirante izquierdo) de generosa capacidad, sobrepuesto en el compartimento que queda por encima de los soft flask.

Es curioso que a los bolsillos tipo canguro (sobre la parte media los soft flask) podemos acceder por la parte superior, y también por el lateral. No está mal, pero tampoco le veo una extraordinaria funcionalidad, debido a la capacidad, además de que ergonómicamente tampoco resulta lo más cómodo acceder a través de esa nueva abertura. Es un detalle que está ahí, pero me deja un tanto indiferente.

Sin embargo, si deberemos tener cuidado de qué introducimos y cómo lo hacemos, para que no se nos salga.

En la parte alta de los tirantes tenemos un bolsillo en mesh elástico con solapa donde se esconde el silbato (tirante izquierdo) que podemos aprovechar para introducir pilas del frontal, o envoltorios de nutrición.

En el tirante derecho disponemos de un bolsillo tipo fuelle también en mesh con cremallera vertical, muy práctico para contener objetos bien asegurados (dinero, llaves...), y que de nuevo, visualmente tiene un diseño limpio sin costuras a la vista. El tirador de la cremallera es de tamaño generoso para ser utilizado con guantes.

El sistema de cierre/ajuste pectoral descarta aquellas gomas dobles en paralelo de las LAB y toma el sistema de los actuales modelos Adv Skin, tipo "W", con un único punto de tensión. Funciona correctamente y es sencillo. No hace falta más.

 

Mochila Salomon
Mochila Salomon 

 

MEJORES ACABADOS. Sí, era posible.

Siempre dije que cuando Salomon fuese capacez de corregir ciertos errores en la forma de rematar algunos acabados, se eliminarían los desagradables roces en las camisetas, si no totalmente, sí de forma importante.

Los gruesos bultos que dejan los espacios requeridos para coser internamente y las costuras que aseguran ciertos puntos repercuten negativamente en esos roces, así como las piezas rígidas que sirven de enganche para los cierres pectorales, son letales para ciertas camisetas.

Actualmente, y de forma especial los laterales del chaleco, han visto simplificada su construcción, ya que todo el contorno de la sisa lo recubre un tapacosturas que va encolado, y ofrece justamente eso, una mayor limpieza al mantener ocultas las partes cosidas.

La totalidad de los bordes o dobladillos están encolados en lugar de cosidos, lo que da ese aspecto de limpieza y sencillez y por qué no decirlo, también de ligereza.

En este caso, al tratarse de una serie limitada, la mochila se ofrece en una combinación bi-color rojo-negro que nos trae a la mente de forma irremediable a la gama de productos LAB, y su imagen visual corporativa con esos colores tan racing.

Por otro lado, esta edición incluye gruesas franjas reflectantes y un sobredimensionado logo trasero, que nos hace visibles desde cualquier ángulo en condiciones de escasa luz.

La gama Sense Pro viene con varias gomas y tensores para poder configurar el sistema para llevar los bastones, ya sea en la parte frontal, o en la trasera (en diagonal o en vertical, y/o a cada lado). Esto es así porque no es compatible con el accesorio tipo Carcaj que se vende por separado para los modelos LAB. Incomprensiblemente, este accesorio si se puede anclar a ambos lados en los hombros, ya que la mochila trae los pasadores necesarios, pero los anclajes inferiores, no son compatibles con el tensor que regula -y asegura- el ajuste del propio Carcaj. Aquí, si tiramos de imaginación podemos hacer que alguien que domine una máquina de coser, nos ponga una pequeña cincha para poder anclar el accesorio en su parte baja y asunto resuelto, aunque insisto; la mochila trae gomas con prisioneros de sobras para encontrar la mejor forma de llevar nuestros bastones.

 

Mochila Salomon
Mochila Salomon 

 

¿PARA QUE PUEDE SERVIRME?

Esta gama está enfocada a la competición, como puede resultar obvio, pero personalmente, la prefiero para entrenos, donde la situación esté controlada, es decir, que sepamos qué vamos a hacer, a dónde vamos a llegar, y durante cuánto tiempo. Por lo tanto, creo que este modelo se merece pocas sorpresas, y una actividad sin sobresaltos en ese sentido, sin presión, ni nervios por nuestra parte. ¿Qué quiero decir con esto? La respuesta es sencilla; como ya apunté en su día con los modelos LAB, no son chalecos para manipularlos de forma tosca (en cristiano: no es para "manazas"), y en carrera, todos sabemos que o bien por el cansancio en algunas ocasiones, o por nervios en otras, cuando manipulamos la mochila, sus compartimentos, lo hacemos de forma rápida, brusca y sin demasiada atención, forzándolos más de la cuenta, y haciendo sufrir esos dobladillos encolados o con silicona en sus bordes, por ejemplo, cuando introducimos precipitadamente el bidón blando en su compartimento.

Por lo tanto, mi opción en cuanto al uso de esta mochila, sería destinarla a entrenos en los que queramos llevar -incluso- bastante material, para una salida en autosuficiencia, o que queramos llevar el material y peso en la espalda que posiblemente utilicemos en la carrera.

 

¿CUÁL ESCOJO, ESTA SENSE PRO, O LA ADV SKIN?

La respuesta a esta pregunta, se encuentra en esencia, en el apartado anterior, es decir, debido a su construcción y estructura, la Adv Skin me parece más robusta y utilizable en carrera, donde no vamos a ir con tanto cuidado a causa de unos movimientos más torpes y cansados, que cuando entrenamos. Por lo tanto, para carreras y ultra cortos, optaría por la Adv. Skin de 5 litros, y para portar más material, la de 12 litros, dejando los modelos Sense Pro para entrenos y uso habitual controlado.

Este modelo, al igual que la versión de 10 litros, viene en parte para cubrir el espacio entre la gama Adv Skin, y la futura S/LAB que llegará a mediados de año con únicamente 5 litros de capacidad y un precio de 180€, destinada a un público muy concreto, por lo que la mayor usabilidad y un precio algo más reducido, haga que estos modelos Sense Pro, puedan convertirse en una de las mochilas que más veamos a espaldas de los corremontes en 2021.

 

DATOS DE INTERÉS
  • Tallas disponibles: XS - S - M - L - XL en patrón unisex. Posteriormente habrá versión específica de chica, también en dos colores: blanco combinado con negro.
  • Precio: 160€. Esta serie limitada, tiene un sobreprecio de 20 euros más, respecto a la versión normal.
  • Peso: 133 gramos en talla M (sin los anclajes para los bastones).
¡Síguenos en Instagram y entra en el sorteo de una mochila Salomon Sense Pro 10!

Relacionado

¡Síguenos en Instagram y entra en el sorteo de una mochila Salomon Sense Pro 10!

Los mejores vídeos