Gestiona tu descanso para mejorar tu rendimiento

Vigila tus hábitos
-
Gestiona tu descanso para mejorar tu rendimiento
Gestiona tu descanso para mejorar tu rendimiento

Después de entrenar o competir, nuestro cuerpo tiene que recuperarse de los esfuerzos realizados y es durante las horas de sueño cuando nuestro cuerpo ‘pasa por el taller’. Por ello debemos descansar apropiadamente si queremos que nuestro cuerpo se haya recuperado. ¡Ojo! No es tan fácil llevar unos buenos hábitos de descanso.  

A menudo se interponen diversos factores presentes en nuestro día a día que hacen complican nuestro descanso. La gran mayoría de corredores compagina su vida diaria con los entrenamientos, y a menudo falta tiempo para completar tareas y entrenamientos. Es por ello que el recurso más frecuente es recortar horas de sueño y esto afecta a nuestro rendimiento como corredores. Las horas de sueño del corredor vienen marcadas por el ritmo circadiano. Este predispone al organismo a tener unas horas del día de mayor receptividad para la asimilación del entrenamiento. Sin embargo, a menudo el trabajo y la vida familiar dificultan el tiempo óptimo de descanso, y el corredor debe buscar soluciones que pasan por:

1-      Respetar 8 horas de sueño nocturno

2-      Ir a la cama a partir de las 22:00 y antes de las 23:30

3-      Recurrir a la siesta para sumar horas de descanso

4-      Evitar la ingesta de bebidas estimulantes a partir de las 16:00

5-      Evitar las pantallas antes de acostarse

6-      Tomar cenas nutritivas y ligeras.

Para recalcar la importancia del sueño en los entrenamientos y competiciones, tomamos el ejemplo de los mejores corredores del mundo en la modalidad de ultra distancia. Eritreos y etíopes duermen una media de 14 horas diarias repartidas entre la noche y las siestas, mientras que la media del corredor español oscila entre las 6 y las 7 horas. La diferencia es titánica. Es por ello que un alto porcentaje de corredores sufre trastornos del sueño y durante el día se ven afectados por una somnolencia excesiva, que combaten a base de bebidas estimulantes. Si esto lo trasladamos a nuestro entrenamiento el efecto deriva en una situación aún peor, dando como resultado unos resultados deportivos muy por debajo de lo esperado. ¿La solución? Mejorar tus horarios o, en caso extremo, adaptar tu ritmo circadiano a tu ritmo de vida. Nuestro cuerpo se adaptará siempre y cuando seamos muy regulares con nuestro nuevo horario. 

Te recomendamos

Buff® se reinventa con el tejido DryFlx® ...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...

Ligera, potente y cabe en el bolsillo del pantalón: así es la linterna frontal BINDI ...

Así es el Suunto 9, un pulsómetro diseñado para ayudar al trailrunner en sus entrenam...