El día perfecto, por Roberto Palomar

“Una ruta circular, de entre 25 y 30 km, entre semana, nunca por debajo de los 12 grados…”
Roberto Palomar. Ilustración: César Llaguno. -
El día perfecto, por Roberto Palomar
El día perfecto, por Roberto Palomar

En su magnífico libro "Fiebre en las gradas", Nick Hornby, un fanático y sufrido seguidor del Arsenal, describe lo que para él es "el partido perfecto". Entre otras cosas, asegura que su equipo tiene que ganar 3-2 (tras remontar un 0-2) y que el campo esté embarrado. Son condiciones imprescindibles para otorgar la etiqueta de "perfecto" al encuentro.

Un colega, ciclista y bastante perro, asegura que su "día perfecto en bicicleta" debe cumplir estos requisitos: salir nunca antes de las 10 de la mañana, pedalear a una media entre 28 y 30 km/h, nunca más de 100 kms, nunca más de 1.000 metros de desnivel y nunca por debajo de los 12 grados de temperatura. Viento a favor, faltaría más. Un maniático, sí. Pero son sus condiciones. Fuera de eso, mejor no llamarle para salir en bici.

Así que, movido por estas pedradas ajenas, me puse a diseñar lo que para mí sería "un día perfecto de trail running". Coincido con el ciclista en lo de la hora -nunca antes de las 10 de la mañana- y la temperatura. Entre 12 y 25 grados, con nubes y claros, vamos bien.

Pero sigamos en busca del día redondo. Como no tenemos la suerte de vivir en la montaña, la ruta no debe estar mucho más lejos de una hora en coche. Eso permite desayunar en condiciones, espabilarse e ir haciendo la digestión, mientras un locutor desgrana en la radio los atascos de los que entran a trabajar a la gran ciudad.

Imprescindible que al inicio de la ruta o alrededores haya un lugar seguro para aparcar y un bar. El cafelito de antes, acompañado de las correspondientes evacuaciones, es fundamental.

La ruta deber ser circular, por supuesto. Mismo punto de partida, mismo punto de llegada. El kilometraje, entre 25 y 30 kms. 27 kms van perfectos para mis patas. El desnivel positivo, entre 1.500 y 1.300 metros. El terreno, pista fácil al principio para arrancar y calentar y pista fácil al final para enfriar. El resto del terreno, lo que venga: sendero, trocha, trialera, alguna trepada...

La duración, entre cinco y seis horas, incluyendo una paradita para avituallar, admirar el paisaje, echar un vistazo al whatsapp y devolver alguna llamada. No hay mayor placer que llamar a la civilización y decir que estás en el monte haciendo una ruta. Porque, naturalmente, la salida la efectuamos entre semana. Los domingos, para los domingueros. Si la parada la hacemos en una fuente, arroyo o manantial para recargar agua, perfecto.

La ducha al final no es imprescindible. Solo el tacto de la ropa seca que hemos dejado en el coche es un placer para el cuerpo. Nada como una ducha en casa un par de horas después. Y como hemos aparcado en el bar del cafelito, el refrigerio recuperador es fundamental. Como hay que conducir, también dejamos la cerveza para la vuelta.

Esta rutina nos permitiría llegar a casa a primera hora de la tarde. Si están echando ciclismo por la tele, la perfección se redondea. Si, además, luego hay Champions, es el cielo. Si el partido acaba 3-2, Nick Hornby aullará de placer...

Aunque este día perfecto parezca imposible por utópico e irreal no lo es tanto. Alguna vez me lo he permitido. Los madrileños tenemos la sierra a 40 minutos en coche y en cualquiera de los pueblos de sus faldas podemos establecer el campo base. Se me ocurre el recorrido de la clásica Cruzapedriza, saliendo desde El Boalo, para calcar un día memorable como el que acabo de describir.

Queridos trailrunners, el paraíso existe. Sólo hay que salir a su encuentro.

Nunca antes de las 10 de la mañana, por supuesto.

También te puede interesar

Sobre los relojes vanguardistas para correr

“Póngame otro isotónico. Oiga, ¿no tendrá por ahí el Marca?”

La parábola de Virgilio

Se ha perdido el respeto a las distancias

Te recomendamos

Así es el Suunto 9, un pulsómetro diseñado para ayudar al trailrunner en sus entrenam...

Oxígeno y Costa Rica te invitan a un nuevo evento en la sierra de Guadarrama...

Te presentamos 7 frontales para tus carreras esta temporada...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

Y correrla con la Arc’teryx Norvan LD, pionera en incorporar Gore-Tex Invisible Fit...