comitium

Los atletas del equipo Salomon Iati suman más de 11.000 m de desnivel positivo en el #Coronacimas

Los atletas del equipo Salomon Iati han subido este sábado desde casa sus cimas preferidas

Redacción Trail Run A.M.

Cristofer Clemente
Cristofer Clemente

“No podemos subir montañas desde casa pero… ¿Qué nos impide sumar su desnivel?”. Biel Ràfols, el team manager del equipo de carreras de montaña Salomon Iati, les lanzó esta pregunta a los atletas del equipo y este fin de semana, los seis corredores han sumado desde sus casas el desnivel de aquellas montañas que son más especiales para ellos.

Así, los atletas del equipo, Tòfol Castanyer, Cristofer Clemente, Aritz Egea, Ainhoa Sanz, Jan Margarit y Eli Gordón, han escogido una montaña que tiene algún significado para ellos y han sumado en casa el desnivel de esa cima corriendo en cinta, subiendo escaleras o con la ayuda de un par de cajas. 

Tòfol Castanyer ha ascendido tres picos de la Serra de Tramuntana, el Puig Major (1447m), el Pic del Migdia(1398m) y el Puig de Massanella (1367m), sumando un desnivel total de 4212m en sus piernas. “He elegido las 3 cimas más altas de la Serra de Tramuntana, el lugar donde vivo, entreno y trabajo. Son las cimas de mi vida. He sumado el desnivel en cinta, con un 12% de inclinación durante bastante tiempo, a unos 10km por hora, he hecho unos 1200m positivos cada hora”, explica Castanyer.

Tòfol Castanyer #Coronacimas

El atleta de la Gomera, Cristofer Clemente, también tenía un reto imponente ante él, ascender hasta el techo de España, el Teide, de 3718m: “Es una montaña que siempre ha estado presente en mi vida, la puedo ver saliendo de mi casa y es la más alta del país. El reto ha sido duro… han sido 31km en cinta, con un 12% de inclinación. He sufrido bastante el calor… me he cambiado varias veces de camisa, he bebido bastante, he comido… pero ha valido la pena y hemos matado el gusanillo”.

Cristofer Clemente #Coronacimas

Ainhoa Sanz y Aritz Egea han ‘completado’ la ascensión a dos picos vascos el Jaizkibel (545m) y el Txindoki (1346m). Sanz, ha sumado el desnivel en su balcón, con la ayuda de un par de cajas: “Es una montaña que me trae muy buenos recuerdos. He pasado muchas horas en ella junto a una amiga que vive por ahí, hemos andado por sus alrededores, y al estar sumando el desnivel en casa he recordado esos momentos con ella en el Jaizkibel. Al final han sido 1323 veces que he subido y bajado el escalón, primero se hacía más fácil pero luego me ha costado más… he ido haciendo 50 con cada pierna… La verdad es que creo que si no hubiese sido por una situación así nunca hubiese probado a subir y bajar un escalón tantas veces”.  

Ainhoa Sanz #Coronacimas
Por su parte, Egea, que cuenta con el récord de ascenso y descenso al Txindoki desde Ordizia no dudó al escogerlo y ha disfrutado con el reto: “Han sido más de 11km, con el 12% de inclinación en la cinta todo el tiempo... Se hace duro pero aquí estamos, en la ‘cima’ del Txindoki. Teniendo ganas dentro de casa también se pueden hacer cosas, en cinta, escalones, dando saltos… Hay que intentar pasar el confinamiento lo mejor posible”.
Aritz Egea #Coronacimas

El Tibidabo y sus 512m de desnivel positivo ha sido la montaña que ha escogido Eli Gordón. “Es una montaña que me hizo conocer a grandes amigos, me recuerda a ellos y siempre que podemos hacemos un tibidubi. Ha sido bastante ameno, casi nunca entreno en cinta y menos con desnivel… así que me he montado una especie de circuito, primero un calentamiento, después 5 series poniendo inclinación del 10% y entre serie y seria hacía plano a ritmo alegre”, cuenta la de Montornés del Vallés.

Eli Gordon #Coronacimas
Eli Gordon #Coronacimas

No muy lejos de ahí, Jan Margarit se ha hecho con los 1104m de desnivel de La Mola subiendo las escaleras de su casa. “Es la montaña y los bosques en los que he crecido. No podía escoger otra”

Jan Margarit #Coronacimas

 

Los mejores vídeos