Vente p’Alemania Pepe!

Crónica de la primera etapa de la Salomon 4 Trails
Jose Antonio de Pablo 'Depa' y Elena Moro -
Vente p’Alemania Pepe!
Vente p’Alemania Pepe!

Y dicen que aquí en el norte hace fresquito... Nos las prometíamos muy felices, con todo el calor que estaba haciendo estos días en España, nos veníamos para Alemania y todo el mundo nos decía “Qué suerte, seguro que allí estáis de maravilla...” ¡Pues va a ser que NO! 
Aterriza en Munich, sal del avión, baja la escalerilla y casi hacemos como el Papa, besar el suelo pero por el golpe de calor que nos estaba esperando. Vamos como en casa...
Pensábamos que al acercarnos a los Alpes, a Berchtesgaden, salida de la primera etapa de la Salomon 4 Trails, la cosa cambiaría, ¡Pues va a ser otra vez que NO! Y además añade a los 35º una humedad modelo selva amazónica. Con esta bienvenida meteorológica, nos entregaban los dorsales, aunque podrían haberse tirado el rollo y haber incluido en la bolsa del corredor, además de los geles y las barritas y las gominolas... unos típicos abanicos alemanes (aunque no sabemos si existe ese producto made in germany). Continuamos con el procedimiento habitual en este tipo de pruebas: pasta party a las 18h, briefing técnico, donde se avisa de un corte en el recorrido debido a la previsión de fuertes tormentas con aparato eléctrico durante la noche y el día siguiente. El menú para la primera etapa se queda resumido en 25 km y 1.400 m de desnivel positivo. A dormir y a descansar... ¡Pues de nuevo, va a ser que NO! Hotel sin aire acondicionado (para qué), habitación-sauna, y tormenta nocturna (acertó el hombre del tiempo). Aquí no hay quien duerma.
8 en punto y sin casi pegar ojo nos encontramos en la línea de salida con algunos amigos, viejos conocidos de otras carreras por estos lares: Miguel Caballero (vencedor a la postre de la primera etapa), Dimitris Theodorakakos, Zhanna Vokueva... Poco desnivel nos esperaba pero mal repartido, prácticamente todo lo vertical ha sido en los 12 primeros kilómetros, 1.000 de subida y casi otros tantos de bajada, en poco más de 3 kilómetros, y si a esto le añadimos lluvia, resbaladizas rocas y raíces se convierte en una bajada, digamos “divertida”; hemos visto a varios haciendo la clásica croqueta, por suerte a nosotros aún nos quedan dudas acerca de la dureza del suelo sobre nuestras carnes.
Llegada a meta, sigue lloviendo, cervezas, recuperadores, ducha, masaje, relax y a la pasta party... Seguimos con la rutina. 
¡Hasta mañana!

https://www.youtube.com/watch?v=DCwqJWm0T5Y

 

Te recomendamos

El periodo de inscripción para la 5ª edición de esta marcha (4 de agosto, sobre 3 dis...

Con mejoras en el upper pero manteniendo su tradicional personalidad de rodadora...

Hacia las vertiginosas laderas del Eiger...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...