Etapa de transición

Editorial Trail Run 17
José Antonio De Pablo 'Depa'. Foto: Marta Bacardit. -
Etapa de transición
Etapa de transición

Al fin, menos mal, por fin ayer llovió… ¡Ahora sí que es otoño! Mi relación con este periodo del año es un poco así como de amor odio, por un lado me vienen a los sentidos, recuerdos con el olor a tinta fresca de los libros nuevos recién forrados, con los que estrenábamos curso, clase, profes...; el tacto cálido de los jerseys rescatados del fondo del armario después del olvido al que las altas temperaturas veraniegas les relegó durante los últimos meses; el sabor agrio del fruto del membrillo recién cogido del árbol antes de mudar en dulce y casero manjar con el que acompañar postres durante buena parte del invierno. Al comienzo de la estación de las hojas secas añado desde haces unos cuantos años, recuerdos de Bagá y la Sierra del Cadí Moixeró, de Cavalls del Vent antes y de Ultra Pirineu ahora; por cierto, demostración este año, ¡Qué ganas teníamos de verle nuevamente en lo más alto!, del maestro Miguel Heras al que acompañó en lo más alto del podio, la campeona de España, Gemma Arenas, vencedora en la categoría femenina. También mi vista gusta del recreo en el atardecer ocre de la Sierra de Guara y de la profundidad de sus barrancos mientras la bella Alquézar se ilumina con arte para recibir en sus calles a los corredores de la prueba del Ultra Trail Guara Somontano, tal y como lo llevan haciendo desde hace 8 años. En esta ocasión, casi 1.000 participantes en otra prueba más del circuito de Spain Ultra Cup AML Sport HG que puso nombres y apellidos a los vencedores del circuito en categoría M, Laia Cañes y Miguel Ángel Sánchez Cebrián.

Por el otro lado, me horroriza pensar que se acaba el verano, que las horas de luz van mermando y que ahora las maletas me pesan el doble al tener que llenarlas de ropa de abrigo para sobrevivir a las frías temperaturas que tan poco me gustan. Aprovecho para hacer un repaso de los meses de estío, alta actividad trailera este año y broche dorado con una edición cero de una carrera diferente y especial, una prueba, una aventura llamada a estar entre las más grandes e indispensables citas del panorama mundial del trail, hablo de Riaño Trail Run que en formato experimental con tres duras y bellas etapas se disputó este año vistiéndose con la magia de las sendas de los Picos de Europa y de las cumbres de la montaña palentina y de Riaño y Mampodre. Un año más, terminaba el mes de agosto con el UTMB, en Chamonix en la edición más peleada de los últimos años, más disputada, más bella, más mediática si cabe pero también la que más retiradas ha registrado, casi un 45%. Aprovecho para reiterar, antes de la rúbrica, que hay vida y carreras sin necesidad de que estas sean de 100 millas y que el abajo firmante, 15 años después de empezar a correr por las montañas, aún no ha visto el momento de encontrarse preparado para disfrutar de una carrera de 170 kilómetros, así que tendré que seguir entrenando y sumando calidad en mis sesiones para conseguir en algún momento completar una de esas titánicas pruebas... Y si no, pues da igual, que me quiten lo “corrío”.

Te recomendamos

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...

La elección de Pau Capell, líder actual del Ultra Trail World Tour, a la hora de corr...

Ligera, potente y cabe en el bolsillo del pantalón: así es la linterna frontal BINDI ...

Así es el Suunto 9, un pulsómetro diseñado para ayudar al trailrunner en sus entrenam...