Sin miedo a las cuestas

Enfrentarse a una cuesta en la montaña puede ser menos duro si sigues estos cuatro consejos.
-
Sin miedo a las cuestas
Sin miedo a las cuestas

Como corredores de montaña nos tenemos que enfrentar frecuentemente con abundantes y duras cuestas… Tenemos unos cuantos consejos para que os cuesten menos.

Vamos con esos cuatro consejos para ayudaros a lidiar con las cuestas:

• Intenta llevar una buena frecuencia de zancadas y un ritmo uniforme durante toda la subida.
Recuerda que en las carreras de montaña nunca se sabe lo que va a aparecer al otro lado de la cima. Es mejor ir reservando fuerzas y no salir a tope desde el inicio de la cuesta, pero siempre que puedas correr más o menos con soltura es preferible correr a un ritmo suave constante que alternar andar y correr.

• Mantén la cabeza y el tórax altos.
Al subir una cuesta, muchos corredores agachan la cabeza, lo que malgasta la energía. Para mantener la cabeza alta mira delante de ti, no a los pies.

• Si la cuesta se empina mucho, trota con pasos cortos.
Es mejor llevar mucha frecuencia de zancada aunque sea más corta. Te dará la sensación de que no avanzas, pero es la mejor forma de progresar. Es clave llevar un ritmo constante.

• Acelera el movimiento de los brazos al subir, acompañando la zancada, como si estuvieras esprintando, eso te dará más potencia.

Te recomendamos

La zapatilla definitiva de Scott para correr largas distancias en terreno de montaña...

Cambios de recorrido y nuevo formato de 50 kilómetros en la novena edición del Trailw...

Fiabilidad y precisión en las dos versiones de Polar: Vantage M y Vantage V...

Una cuestión importante que nos planteamos gracias al lanzamiento de la chaqueta Tre...

Con mejoras en el upper pero manteniendo su tradicional personalidad de rodadora...

Los nuevos modelos de Nathan, marca especialista en productos para la hidratación de ...