5 consejos para debutar en un ultra-trail

Material, entrenamiento, ritmo, estrategia...
5 consejos para debutar en un ultra-trail
5 consejos para debutar en un ultra-trail

• Administra tu energía de manera inteligente. Te vas a enfrentar a la mayor distancia que jamás has corrido, por lo que la administración de tu energía es la clave para llegar a meta con éxito. En la primera mitad de carrera te encontrarás bien al estar más fresco, y es posible que aprietes más de lo que deberías. Ten cuidado con eso. En un ultra siempre hay tiempo de gastar la energía que nos quede dentro. Es mejor salir reservones y apretar en el último tercio de carrera que vaciarse antes de tiempo y llegar al final en malas condiciones. Valora en cada subida si es mejor ir andando o te compensa correr, es una de las decisiones más importantes a la hora de reservar energía.

• Tómate tu tiempo en los avituallamientos. En nuestro debut un ultra ahorrar unos minutos por estar poco tiempo en los avituallamientos no tiene sentido. A menos que tengamos un nivel muy alto y podamos competir por el podio en nuestra categoría, es absurdo ahorrar dos o tres minutos y pasar por los avituallamientos como una flecha. Aprovecha la comida y bebida que ofrece la organización (que suele ser mucha y variada), refréscate -sobre todo en estos meses de verano- e incluso haz unos suaves estiramientos si te pueden venir bien.

• No estés muy pendiente del reloj. Al ser tu primer ultra, habrás analizado bien el recorrido y el perfil y habrás hecho tus propios cálculos de tiempo para llegar a los puntos de control. Está bien entrar en tiempo y no quedarse fuera del cierre, pero no te obsesiones demasiado mirando el reloj. Disfruta la carrera y evita mirar constantemente el cronómetro, que es una manía que tenemos muchos corredores y a veces nos agobia más que nos ayuda.

• No escatimes en material en la mochila. Cuando afrontamos distancias de 80 o 100 kilómetros, todo puede pasar: aparición de ampollas, bajón de azúcar, rozaduras, dolores musculares, hambre, frío, calor... Trata de llevar el mayor material posible para afrontar cualquiera de estas situaciones. Por ir más ligero no dejes de meter utensilios que pueden sacarte de un apuro. 300 o 400 gramos de material no van a ningún lado.

• Toma la salida solo si estás preparado. Parece algo obvio, pero hay todavía demasiados corredores que se dejan llevar por la magia de la ultradistancia y se ponen en la línea de salida de una prueba de 100 kilómetros sin estar preparados. Sé sincero contigo mismo y pregúntate si tu entrenamiento es suficiente para afrontar un reto así. Si no lo es, aunque te hayas inscrito previamente, cancela tu dorsal y espera a otra oportunidad en el futuro. Ultras no faltan en España y seguramente puedas debutar en uno muy pronto.

Comentarios

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.